Escoger una empresa en quién confiar el envío de remesas a tus familiares no es tarea fácil. Al final, se trata de tu dinero (nada fácil de ganarlo) y de la gente que te necesita (y que necesita que ese dinero llegue cuanto antes).

Lo que genera miedo e inseguridad suele ser la falta de información. No escojas a ciegas tu empresa de remesas. Responde estas 5 preguntas antes de decidir por cual decantarte:

¿Es legal?

¿Qué es eso de que si es legal y por qué importa? En realidad, la pregunta correcta es ¿estoy dispuesto a perder mi dinero? Si estás dispuesto a perder el esfuerzo de tu trabajo, no sigas leyendo. Si, por el contrario, prefieres la tranquilidad de saber que tu dinero está seguro desde el momento en que pagas la remesa hasta que la recibe tu familiar, te explicaremos la importancia de escoger una empresa con licencia para el envío de tus remesas.

Para gestionar remesas legalmente hace falta una licencia del Banco de España. Obtenerla es difícil y costoso, por eso son pocos las que la tienen. ¿En qué te beneficia esto de la licencia? La licencia te garantiza que la empresa ha puesto un depósito en garantía para protegerte a ti y a quienes envían remesas. La licencia te garantiza que la empresa y sus socios han demostrado al Banco de España que tienen una trayectoria, que conocen el negocio y que son solventes.

¿Y qué pasa si envío la remesa con alguien sin licencia?

Es posible que, tarde o temprano, te ocurra algo desagradable. Al ilegal le pueden congelar las cuentas de banco, por ejemplo. Por muy buena intención que tengan, si hubiera algún inconveniente, el ilegal puede dejarte «con la cabuya en la pata» con pocas consecuencias para él y muchas para ti.

Por otro lado, el ilegal no puede emitir un recibo válido para el trámite de reagrupación familiar por arraigo. En algunos casos, el ilegal ni siquiera entrega un comprobante válido de recepción de tu dinero.

¿Cómo puedes saber si una empresa tiene licencia?

Revisa la página web ya que esto debe estar declarado allí. También puedes solicitar un recibo de tu remesa y en él deben constar los datos legales de la empresa. 

¿Qué opinan sus clientes?

La experiencia de quienes ya han probado el servicio de una empresa es un indicador real y un termómetro excelente para medir la calidad de su servicio. Asegúrate de buscar reseñas reales. Hay páginas web que incluyen reseñas escritas por ellos mismos. Busca, por ejemplo, las opiniones que dejan los clientes en Google. Revisa cómo la valoran en la escala de 1 a 5 estrellas. Es importante también chequear qué cantidad de reseñas tienen. Tiene más valor tener 4.8 o 4.9 estrellas en promedio, sobre 5, con cientos de reseñas, que tener 5 estrellas en promedio, con 3 reseñas de clientes.

¿Es rápida?

Tu gente no debería tener que esperar más de 24 horas para recibir su dinero, desde el momento en que la empresa de remesas recibe tu pago. 

¿Y por qué es importante la rapidez? En primer lugar porque sabemos que la gente en Venezuela necesita el dinero para comer, para vivir. Las remesas suelen ser ayudas que atienden necesidades básicas de los beneficiarios. Hay empresas de remesas que se quedan algunos días con tu dinero y así ganan con los cambios de tasa.

Si tu pago es inmediato (Bizum o tarjeta de crédito o débito) tu gente debería ver el dinero en menos de 24 horas. Hay factores que no dependen de la empresa de remesas, como cuándo libera los fondos el Banco en Venezuela o si es feriado, pero una empresa seria, recibe el dinero y paga la remesa lo más rápidamente posible.

Es importante mirar también la consistencia. ¿Mandan las remesas en tiempos erráticos? ¿A veces tardan 3 días y otras veces 24 horas? Tú tienes que tener la tranquilidad de que, si mandas una remesa hoy, llegará siempre mañana.

Otro tema importante es qué tan fiable es el compromiso de la empresa de remesas. Hay variables que pueden, en ocasiones, escapar de sus manos. El banco pagador en Venezuela, entrega el dinero con retraso porque, por ejemplo, se mete en el medio algún feriado bancario.  Es importante que la empresa que escojas te explique las razones, que siempre sepas qué está ocurriendo, que puedas estar tranquilo. Aquí entra la siguiente pregunta, vinculada a la atención al cliente.

¿Cómo es su atención al cliente?

¿Están ahí para explicarte los procesos? ¿Para aclarar tus dudas? ¿Para resolver problemas? ¿Son amables y atentos? ¿Atienden emergencias? ¿Entienden tus necesidades y las de tu gente en Venezuela?  ¿Sientes que están ahí para tí? ¿De cuántas maneras puedes contactarlos? ¿Te lo ponen fácil? ¿Responden los emails? ¿Tienen WhatsAPP?

¿La tasa es justa?

Y por supuesto, debes preguntarte si la tasa es justa. Es importante que tu beneficiario reciba la mayor cantidad de dinero posible.

Antes de escoger una empresa de remesas, compara las tasas con otras empresas. Recuerda hacerlo más de una vez, porque las tasas varían con las fluctuaciones del mercado y puede que dos empresas hagan su ajuste con alguna diferencia de tiempos. Ahora bien, si escoges la empresa correcta, te sentirás cómodo de no comparar más la tasa porque podrás establecer con ellos una relación de absoluta confianza. 

¡Ya estás listo para escoger tu empresa de remesas! Esperamos que estos tips te hayan sido de utilidad…